Señales de desgaste

 In Consejos, Consejos Escobillas

Para detectar cuándo unas escobillas están desgastadas, hay una serie de señales que nos indican que están en mal estado. Por ejemplo, si se aprecian rugosidades en el filo de la escobilla, si el parabrisas no queda totalmente limpio al usar las escobillas o si durante su funcionamiento hacen ruido, son pruebas de que las escobillas están en mal estado y se deben cambiar.

Si el barrido deja estrías, el caucho de la escobilla está dañado, normalmente como consecuencia de bruscos cambios de temperatura exterior o utilización con nieve, y deberemos sustituir este elemento. Si por el contrario, durante el barrido, la escobilla produce sacudidas y ruido, es porque el caucho se ha endurecido con el tiempo, o porque con el uso, la goma ha acabado deformándose como consecuencia de los cambios de temperatura o la presión contra la luna.

De nuevo, no tendremos más remedio que sustituir la escobilla por una nueva.

Recent Posts

Start typing and press Enter to search